Prácticas de silencio

La Verdad de la vida, de quién soy, sólo se puede descubrir en un instante. De instante en instante. Y por eso es siempre nueva para la mente… Igual que una habitación está iluminada cuando la ventana está abierta y no puede guardar la luz, sino que cuando se cierra la ventana, aparece la oscuridad, así es con la persona. La persona con una mente vacía es como la ventana abierta. En ese instante, la luz entra y algo en la persona, ve. Por eso hacemos silencio, para que la ventana se abra…

Sólo puedo darme cuenta de algo cuando mi mente está en silencio. El silencio es tranquilo, amable y firme, dulce y compasivo. No podemos aprender a hacer silencio. Sino que podemos entrar en el silencio que siempre Es en nuestro interior. Por eso, Amaiti centre ofrece espacios de silencio en grupo, para poder ir encontrando ese sitio de silencio dentro nuestro y para poder consultar las dudas que tengamos en nuestra experiencia de silencio.

Cada jueves de 19.30 a 20.30, a partir del jueves 20 de octubre de 2016, se abren las puertas de Amaiti centre , de forma gratuita, para aquellos que quieran compartir una práctica de silencio y consultar sus dudas.